Alumnos de sobresaliente

Si eres un alumno con media de sobresaliente partirás con ventaja sobre tus compañeros en los procesos de selección. No obstante, no te confíes: prepara tu discurso y ten en cuenta que hay más variables relevantes.

Alumnos de sobresaliente

Si eres un alumno con media de sobresaliente partirás con ventaja sobre tus compañeros en los procesos de selección. No obstante, no te confíes: prepara tu discurso y ten en cuenta que hay más variables relevantes.

Si eres un alumno de sobresaliente construir este discurso no te debería resultar nada complicado: es hora de recoger lo sembrado y aprovechar las ventajas derivadas de tantos años de esfuerzo. No obstante, debes preparar tu discurso sobre formación igualmente. Debes ser capaz de “presumir” de tus logros académicos sin resultar pedante, y de transmitir al entrevistador que tales logros son el resultado de tu habilidad y esfuerzo.

En estos casos es probable que el entrevistador se centre en las posibles debilidades que puede tener un perfil de sobresaliente. Particularmente, los reclutadores tratan de confirmar que el candidato de sobresaliente en la universidad reúne también las cualidades necesarias para replicar su éxito académico en el plano profesional. A estos efectos debes evitar que los reclutadores te vean como una “rata de biblioteca”, y trasladarles que el hecho de que tengas extraordinarias virtudes académicas no está reñido con que tengas también las habilidades sociales necesarias para desarrollar una carrera profesional en la abogacía de los negocios.

Con un expediente de sobresaliente debes terminar terminar la parte de la entrevista referida a tu formación con gran ventaja respecto al resto de los candidatos. A partir de ahí debes centrarte en no perder esa ventaja en el resto de puntos a tratar (que serán, principalmente, idiomas, experiencia (prácticas) y capacidades personales.